Santiago. El juez chileno Mario Carroza encargó este lunes un nuevo informe a la Universidad de Chile para determinar si deben o no exhumarse los restos del poeta Pablo Neruda, Premio Nobel de Literatura, y esclarecer la causa de la muerte ocurrida días después del golpe militar del 11 de septiembre de 1973.

La decisión del juez coincide con el 39 aniversario del fallecimiento de Neruda, miembro del Partido Comunista de Chile.

Carroza también solicitó a Francia mediante un exhorto un informe sobre la hospitalización del poeta cuando se desempeñó como embajador de Chile entre 1970 y 1973.

Entre las tesis de la muerte del poeta destaca un eventual homicidio, aunque la versión oficial dice que el autor de Canto General murió el 23 de septiembre de 1973 después de las complicaciones propias de un cáncer a la próstata.

Los motivos de la muerte del autor de "20 poemas de amor y una canción desesperada" volvieron a plantear dudas públicas luego de que su chofer, Manuel Araya, denunció la intervención de terceros, quienes lo habrían envenenado cuando recibía atención médica en la Clínica Santa María, de Santiago.

El Departamento de Tanatología del Hospital Clínico de la Universidad de Chile deberá presentar un plan de trabajo para resolver la factibilidad de una exhumación.

No obstante, el Servicio Médico Legal ya realizó un informe que baja las expectativas de los resultados de una eventual exhumación, frente a lo húmedo del terreno donde están sepultados los restos del poeta en Isla Negra, en la Quinta Región de Valparaíso. 

El abogado Eduardo Contreras, quien representa al Partido Comunista, solicitó el apoyo de peritos extranjeros para estas tareas.