Brasilia. El miembro del Supremo Tribunal Federal (STF) de Brasil, Edson Fachin, remitió para decisión del plenario de la corte un recurso presentado por la defensa del ex presidente Luiz Inácio Lula da Silva que pide la libertad del líder del Partido de los Trabajadores, quien está preso desde inicios de abril.

La decisión de incluir el proceso en la agenda del plenario corresponde a la presidenta del STF, Carmen Lúcia. Si bien no hay fecha para eso, ésta es la última semana antes del receso invernal del tribunal por lo que el caso podría quedar pendiente para agosto.

Los abogados de Lula presentaron un nuevo recurso ante el Tribunal Regional Federal de la Cuarta Región (TRF-4), llamado "agravio regimental", para determinar la remisión del proceso por el cual el ex mandatario fue condenado para análisis del Tribunal Supremo.

La defensa de Lula argumenta que el líder del PT -que a comienzos del año reunía la mayor intención de voto para las elecciones presidenciales de octubre- se encuentra indebidamente detenido y también que, por tratarse de un precandidato a la presidencia, hay serios riesgos de cercenar sus derechos políticos frente al proceso electoral en curso.

En su decisión, Fachin afirmó que ante el "nuevo escenario" -la presentación por parte de la defensa de Lula- "someto el juzgamiento del presente agravio regimental a la deliberación del plenario", y destacó que la Fiscalía General de la República también puede opinar sobre el pedido.