Ciudad de Guatemala. Una corte de Guatemala absolvió la noche de este lunes al ex presidente del país Alonso Portillo de la acusación de malversación de fondos públicos y ordenó su liberación inmediata.

La corte concluyó que la fiscalía no presentó pruebas suficientes para demostrar que Portillo, de 59 años, desvió US$15 millones del Ejército hacia cuentas personales en el extranjero.

Pese a su liberación, Portillo recibió la instrucción de permanecer en Guatemala, ante la solicitud de extradición por parte de Estados Unidos.

Portillo, quien fue mandatario de la nación centroamericana de 2000 a 2004, sostuvo su inocencia a lo largo del juicio, argumentando que no había pruebas de que él se había apropiado de esos fondos.

La fiscal general de Guatemala, Claudia Paz, dijo que apelarán la decisión.

"No estamos de acuerdo con el veredicto de la corte, y vamos a apelar", dijo a periodistas afuera del juzgado.

La fiscalía buscaba una pena de 10 años de prisión para Portillo y el rembolso de los US$15 millones más intereses.

La corte también absolvió al ex ministro de Finanzas Manuel Maza y al ex ministro de Defensa Eduardo Arévalo de los cargos de haber participado en el fraude.

Un juzgado de Nueva York solicitó la extradición de Portillo por cargos de lavado de dinero en bancos estadounidenses. La fiscalía de Francia también está investigando al ex presidente por cargos similares.

Portillo, quien llegó a la presidencia prometiendo redistribuir la riqueza en un país donde mucha gente vive en la pobreza, huyó del país poco después de terminar su gestión.

El ex mandatario fue extraditado de México a Guatemala en octubre de 2008 tras permanecer prófugo por cuatro años.