Lima. El presidente Pedro Pablo Kuczynski dijo estar dispuesto a ir ante un tribunal para demostrar que no influenció a favor de Odebrecht ni de ninguna otra empresa. “Obviamente, una comisión política del Congreso no es un tribunal”, anotó en diálogo con el programa Ama Llulla, de TV Perú.

Consultado sobre por qué Jorge Barata habría mentido sobre un presunto aporte a su campaña del 2011, el presidente respondió: “Yo no he dicho que él ha mentido, he dicho que no he recibido los US$300.000”.

“Lo que a mí me preocupa es que esto es un episodio de una serie televisiva. Un señor que supuestamente habría distribuido coimas en el Perú ahora es el gran acusador”, dijo.

Señaló que está interesado en averiguar si realmente ingresó dinero a su campaña, por tanto, comentó que ya fue consultada Susana de la Puente. "Le pregunté '¿tú recuerdas esto?', y me dijo que no", indicó.

Añadió que “ella está lista para venir a Perú y explicar la situación ante las autoridades competentes".

“No hay ninguna causal para la vacancia. Lo único que va a causar ello es un tremendo desorden. El país está a punto de despegar después de varios años el receso económico y eso no es bueno”, dijo. 

Kuczynski dijo que, durante los tres años y medio como ministro de Estado, probablemente, recibió a Jorge Barata, pero no de manera individual, sino junto a un grupo de empresarios.

Trabajar con el Congreso. El presidente Kuczynski expresó su deseo de trabajar con el Congreso y ratificó que no existe ninguna causal para insistir en un nuevo pedido de vacancia en su contra.

Reiteró que una posible vacancia presidencial generaría un tremendo desorden en el país cuando está a punto de despegar después de varios años de receso económico.

“No hay ninguna causal para la vacancia. Lo único que va a causar ello es un tremendo desorden. El país está a punto de despegar después de varios años el receso económico y eso no es bueno (…) seriamos un país de opereta”, dijo. 

El jefe del Estado fue enfático al señalar que quiere trabajar con el Poder Legislativo para sacar adelante los proyectos que el país necesita.

“Yo lo que quiero es trabajar con el Congreso y obviamente si Kenji (Fujimori) y sus seguidores son parte de ese proyecto trabajé con ellos, pero también quiero trabajar con la señora Keiko y he tenido reuniones con ella”, expresó. 

Según recordó en un primer encuentro con la lideresa de Fuerza Popular y excandidata presidencial, ésta le indicó que no lo vacarían, sin embargo, los hechos demostraron que esa sería su intención desde un primer momento.

“La primera cosa que ella (Keiko) me dijo, no te vamos a vacar, entonces estaba pensando en ello desde el primer momento. No solo es eso, yo entré al Congreso y su bancada (Fuerza Popular) ni siquiera se paró, no quiero aplausos, sino un poco de respeto. La presidencia es una institución y he sido electo”, añadió.