El control de la Asamblea Nacional está en disputa en las elecciones de este domingo. A pesar de que la Constitución vigente le restó atribuciones a la Función Legislativa –como la designación de los integrantes de los organismos de control o la interpretación exclusiva de las leyes, que ahora también la tiene la Corte Constitucional– su conformación será clave en la definición del nuevo escenario político y en la aprobación de normas que determinarán el rumbo de gestión pública.

Son doce agrupaciones políticas nacionales y 35 provinciales las que buscan representación en las 137 curules que tendrá la Asamblea. De estas, 15 corresponderán a asambleístas nacionales, 116 a provinciales y seis a los emigrantes.

Actualmente hay 124 asambleístas. El número sube a 137 por el aumento de la población evidenciado en el censo de 2010.

Quienes resulten electos –junto con sus agrupaciones políticas– buscarán conseguir la mayoría parlamentaria que les permita impulsar su propia agenda de legislación y de fiscalización.

Además de consolidar bloques parlamentarios, que según la ley se lo hace con un mínimo de 10% de los miembros de la Asamblea, intentarán controlar o tener una participación en el Consejo de Administración Legislativa (CAL), que es la principal instancia administrativa, así como en las comisiones parlamentarias.

En el actual periodo legislativo están pendientes proyectos complejos y polémicos: el de la Ley de Aguas, que está a la espera de la consulta pre legislativa; el de la Ley de Comunicación, en el que solo falta la votación; el de reformas al Código Penal, cuyo informe para segundo debate está en elaboración; y el de la Ley de Tierras, estancado en primer debate.

Para el próximo periodo hay propuestas de leyes como la de Seguridad Social, Código de Trabajo, reformas tributarias para reducir los impuestos, reformas a la Ley Orgánica de la Función Legislativa e incluso cambios a la Constitución.

Para el catedrático de la Facultad Latinoamericana de Ciencias Sociales (Flacso), Santiago Basabe, si la organización política de quien resulte elegido como presidente de la República obtiene más de la mitad de la representación, los diálogos con la Asamblea se reducirán. En caso de que no, estos se ampliarán y se abre la posibilidad de aplicar la figura de muerte cruzada, que implica el cierre del órgano legislativo y la convocatoria a nuevas elecciones.

A criterio del jurista Antonio Rodríguez, la Función Legislativa está “decapitada” por disposiciones constitucionales que le restaron funciones y considera que la única forma de cambiar ese panorama es que varias fuerzas políticas tengan una mayor representación en el Parlamento.

De 137 asambleístas, 116 se eligen por provincia: 20 en Guayas; 16 en Pichincha; nueve en Manabí; seis en Los Ríos; cinco en El Oro y Azuay; cuatro en Tungurahua, Loja, Cotopaxi, Imbabura, Chimborazo, Santo Domingo de los Tsáchilas y Esmeraldas; tres en Santa Elena, Cañar, Carchi, Bolívar y Sucumbíos; dos en Galápagos, Napo, Pastaza, Orellana, Morona Santiago y Zamora Chinchipe.

51% del padrón está en Guayas, Pichincha y Manabí

Quince asambleístas serán nacionales

Tres provincias de la Costa y dos de la Sierra concentran el mayor electorado nacional. Las tres más grandes: Guayas, Pichincha y Manabí se dividieron en circunscripciones electorales.

División por distritos:

Guayas
Población: 3’645.483
Electores: 2’799.001
Circunscripción 1: Ximena y Febres Cordero.
Circunscripción 2: Pascuales y Tarqui norte.
Circunscripción 3: Letamendi, García Moreno, Urdaneta, Sucre, Ayacucho, Bolívar, Olmedo, Rocafuerte, Nueve de Octubre, Roca, Carbo, Posorja, Tenguel, Juan Gómez Rendón, Chongón, Puná, Morro y parte de la Tarqui. Cantones Durán, Playas, Samborondón.
Circunscripción 4: Otros 21 cantones de la provincia.

Pichincha
Población: 2’576.287
Electores: 2’074.703
Circunscripción 1: Comprende desde el Itchimbía hasta Carcelén, al norte de la capital.
Circunscripción 2: Va desde Puengasí y el Centro Histórico hasta Guamaní, al sur.
Circunscripción 3: Las 33 parroquias rurales de Quito. Las más pobladas son Calderón y Conocoto.
Circunscripción 4: Los 7 cantones: Rumiñahui, Mejía, Cayambe, Pedro Moncayo, San Miguel de los Bancos, Pedro Vicente Maldonado y Puerto Quito.

Manabí
Población: 1’369.780
Electores: 1’101.210
Circunscripción 1: Está integrada por los cantones Bolívar, Chone, El Carmen, Flavio Alfaro, Jama, Junín, Pedernales, Pichincha, Rocafuerte, San Vicente, Sucre y Tosagua. Se eligen a 4 asambleístas.
Circunscripción 2: Los cantones 24 de Mayo, Jaramijó, Jipijapa, Manta, Montecristi, Olmedo, Paján, Portoviejo, Puerto López y Santa Ana. Eligen a 5 asambleístas.