Caracas. Legisladores venezolanos intercambiaron este jueves puñetazos en el Parlamento, luego de que empezó una pelea entre miembros del Partido Socialista del presidente Hugo Chávez y opositores, en una señal de la polarización política en el país miembro de la OPEP.

La pelea comenzó luego de que el legislador oficialista Henry Ventura trató de remover al parlamentario opositor Alfonso Marquina del estrado. A ellos se sumaron otros legisladores y funcionarios que se empujaron e intercambiaron golpes por varios minutos.

Nadie resultó herido en el altercado. No quedó claro quién comenzó la trifulca.

"Nosotros venimos a trabajar en paz, como siempre lo hacemos, y esperamos que por lo que vayamos a decir no seamos agredidos como sucedió en este momento", dijo el ministro de Relaciones Exteriores Nicolás Maduro.

La pelea fue transmitida en vivo por las cadenas locales de televisión y radio a través de un sistema de cadena nacional obligatoria que Chávez emplea usualmente para dirigirse a la nación.

La transmisión fue detenida abruptamente en la mayoría de las cadenas luego de que comenzó la violencia.

Los venezolanos están profundamente divididos por el programa del presidente para establecer una sociedad socialista en el país de 28 millones de habitantes.

La popularidad de Chávez será puesta a prueba en una elección presidencial en 2012 donde volverá a postularse al cargo.

La nueva Asamblea Nacional comenzó a funcionar en enero luego de elecciones que regresaron una significativa presencia opositora a la Cámara legislativa tras una ausencia de cinco años.

Esta es la primera vez en que ambas partes trabajan tan de cerca desde que la oposición boicoteó las elecciones legislativas en 2005, dando a Chávez carta blanca para aprobar leyes.

Aunque el nuevo Parlamento dio a la oposición una plataforma para sus ideas, en la práctica fue neutralizada por Chávez, quien recibió poderes especiales en diciembre que le permiten aprobar leyes sin el visto bueno del Parlamento durante 18 meses.