Marianna, EE.UU. Un agente de inteligencia cubano condenado por infiltrarse en una organización de exiliados en Florida fue liberado el viernes de una prisión estadounidense luego de cumplir 13 de sus 15 años de condena, dijo su abogado.

René González, el primer liberado de un grupo de cinco cubanos arrestados en 1998, dejó la cárcel Marianna en la parte noroeste de Florida a cerca de las 04:00 hora local (0800 GMT) y se reunió con sus dos hijas, su padre y su hermano, indicó el abogado Philip Horowitz a Reuters.

Ciudadano estadounidense y cubano, González aún debe pasar tres años en libertad condicional supervisada en Estados Unidos y fue trasladado a un destino secreto que Horowitz se negó a revelar por razones de seguridad.

"Estaba de buen ánimo, muy feliz de ver a su familia", aseguró su abogado, agregando que su cliente renovará una apelación contra la condición de cumplir con la libertad condicional en Estados Unidos.

Demanda de vuelta inmediata. El gobierno comunista de Cuba, la familia y simpatizantes de González demandaron que sea inmediatamente devuelto a la isla. Sostienen que su seguridad en Estados Unidos puede estar en peligro por posibles represalias de los exiliados cubanos a los que espiaba.

Cuba considera a los cinco espías condenados como héroes y ha dirigido una campaña internacional por su liberación.

Cuba considera a los cinco espías condenados como héroes y ha dirigido una campaña internacional por su liberación.

La Habana argumenta que González y sus colegas -los cuatro restantes siguen cumpliendo con sus condenas- estaban trabajando en secreto en Florida para detener los ataques "terroristas" contra Cuba por parte de los exiliados anti-comunistas.

El caso de los cinco cubano ha irritado las ya tensas relaciones entre Cuba y Estados Unidos, que se han deteriorado aún más desde el encarcelamiento en Cuba del contratista estadounidense Alan Gross.

Acusado por La Habana de distribuir ilegalmente equipamiento para internet y comunicaciones satelitales en la isla, Gross fue condenado en marzo por una corte cubana a 15 años de prisión.

El caso redujo la perspectiva de un acercamiento entre los dos vecinos, que están enfrentados ideológicamente.

Durante el juicio en Miami que derivó en la condena de González en el 2001, los fiscales estadounidenses dijeron que, como miembro de la red de espionaje denominada "Wasp", el agente se infiltró en el grupo de exiliados cubanos Hermanos al Rescate.

Dos aviones de Hermanos al Rescate fueron derribados por aeronaves cubanas frente a Cuba en 1996. Cuatro hombres murieron en el incidente.

González, un piloto que había trabajado previamente en las Fuerzas Armadas de Cuba en Angola, voló a Estados Unidos desde la isla caribeña en 1990 en un avión en una aparente deserción antes de que emergiera en 1998 como miembro de la inteligencia cubana.