ÚN, Caracas. Tanto Julio Lattan como José Vicente Haro consideraron positivo que en el país se desarrolle un proceso de diálogo, pero destacaron que este debe ser sincero para que se puedan alcanzar logros concretos.

Para el profesor Haro “todo proceso de diálogo en una democracia es positivo, siempre y cuando obedezca a diversas condiciones previas”, que no se dieron en esta ocasión.

“No estoy de acuerdo con que la Mesa de la Unidad Democrática (MUD) se haya reunido sin antes haberse cumplido una medida primordial como lo era la liberación de los presos políticos. Ese sólo gesto del gobierno a través de la amnistía, del indulto, podría ayudar muchísimo a calmar la tensión política que vive Venezuela”, recalcó.

Haro consideró que “es indispensable que se tome en cuenta a los estudiantes y al movimiento estudiantil. La MUD ha debido tener reuniones más serias y públicas con el movimiento estudiantil. Esa mesa de diálogo sin el movimiento estudiantil es una mesa de diálogo incompleta”.

Destacó que la MUD debe corregir las fallas cometidas y ser consecuente con los venezolanos. “Si se hace el diálogo, tiene que ser con gente que represente a todo el pueblo, no sólo a una parte”.

Por su parte, el abogado Julio Lattan celebró el encuentro y indicó que fue “muy equilibrado con unas exposiciones abiertas, sinceras de los actores políticos abordando distintos temas sociales y económicos. Un debate de altura”.

“Lo importante es que se haya iniciado un camino, que es lo más trascendente para un país. La paz debe conducir hacia que los venezolanos nos identifiquemos con unos valores que permitan la dignidad humana”.

Dejó claro que “independientemente del diálogo de paz, cada uno de los factores políticos seguirá con sus agendas y eso se debe reconocer, eso no significa que haya sectores que declinen en su accionar violento, pero la importancia de este proceso es que los actores políticos de los principales partidos son reconocidos”.

Lattan destacó que este proceso que “no podría quedarse hoy en un sólo evento, en un solo encuentro, debe haber un compromiso, un pronunciamiento contra la violencia de todos los actores políticos”.