Lima. El premio Nobel de Literatura 2010, Mario Vargas Llosa, sostuvo este jueves que el gran desafío del Perú es no detener su progreso y por ello, exhortó a ganar la “batalla del futuro” que implique erradicar el hambre, la violencia y la injusticia.

“Tenemos varios problemas por delante pero hemos ido progresando. El Perú es mucho mejor de lo que era que cuando yo era un cadete del Leoncio Prado. Esa progresión no debe detenerse, ese es el gran desafío que deben tener por delante”, remarcó.

Durante la ceremonia de condecoración al Nobel, otorgada por el ejército peruano por haber sido un alumno destacado del Colegio Militar Leoncio Prado, Vargas Llosa señaló que el Perú “debería volver a ser la gran civilización que fue”.

“Una alta civilización que demostró saber domesticar a la naturaleza y crear un tipo de sociedad en la que había desaparecido el hambre. Una hazaña que pocas civilizaciones en el mundo alcanzaron”, agregó.

En ese sentido exhortó a los jóvenes peruanos a contribuir al progreso del país con metas claras como erradicar la violencia y desaparecer la injusticia.

“La batalla del futuro deben darla ustedes, es una batalla que deben ganar para ser del Perú lo que alguna vez fue y todos quisiéramos que fuera. Un país donde haya sido erradicada para siempre la violencia, donde haya desaparecido la injusticia, donde todos puedan disfrutar de las oportunidades que brinda la modernidad”, anotó.

Recalcó que una la frases del poeta Cesar Vallejo: “Hermanos hay muchísimo que hacer” sigue vigente.

“Ese hacer y quehacer es fortalecer todo aquello que en nuestro país anda bien, corregir, y rehacer todo lo que anda mal y aprovechar de todas las oportunidades que ofrece el mundo presente”, aseveró.

Recordó que el Perú tiene riquezas que otras naciones no tienen como ser un país que reúne la diversidad, producto de las diversas corrientes migratorias que enriquecieron la experiencia del país.

“El Perú puede decir con gran orgullo que no tiene una identidad porque las tiene casi todas y así como el Leoncio Prado es el espejo de la sociedad peruana, el Perú es un espejo del mundo, eso es una extraordinaria riqueza”, indicó.

El Premio Nobel de Literatura fue homenajeado este jueves en el cuartel Rafael Hoyos Rubio, ubicado en el distrito del Rímac.

En la ceremonia participaron el Comandante General de la Región Militar del Centro, General de División EP Juan Urcariegui Reyes, altos mandos militares del Ejército, Marina y Fuerza Aérea y sus compañeros de promoción del Colegio Militar Leoncio Prado.

Al respecto, Vargas Llosa dijo sentirse muy emocionado y agradecido por el recibimiento del personal militar y estudiantes del Leoncio Prado.

Recomendó a los jóvenes cadetes del a seguir su vocación y elegir su futuro con sabiduría, coraje y autenticidad.