Río de Janeiro. Al menos 100 personas fueron detenidas este domingo en Río de Janeiro, por delitos electorales, incluyendo las encuestas de boca de urna y el registro de votantes por parte de representantes de los partidos políticos, informó el Tribunal Regional Electoral del Estado (TRE).

En la zona oeste de la capital, fiscales, con ayuda de la policía, detuvieron cerca de 100 personas que recababan votos en cuatro autobuses, distribuyendo material de campaña.

Otras tres personas fueron detenidas en la Baixada Fluminense también por encuestas en boca de urna. Todos los detenidos fueron llevados a las comisarías de policía, informó el TRE.

En otro caso de delito electoral, dos personas fueron detenidas en delito flagrante en una casa en Campo Grande bajo la sospecha de estar registrando electores que habrían cambiado su voto a cambio de favores. "Ellos fueron detenidos y remitidos a la Policía Federal", dijo el juez de Auditoría de Propaganda del TRE, Paulo César Vieira.

"Hemos identificado docenas de títulos de votantes registrados y se sospecha de reclutamiento electoral", dijo Vieira, afirmando que los detenidos son miembros de un partido político, aunque no mencionó cuál.

El número de reclusos por las encuestas de boca de urna subirá durante todo el día, ya que muchas denuncias se están investigando en todo el estado, dijo el juez.

Salvador. En tanto, en Bahía al menos 15 personas fueron detenidas haciendo encuestas de boca de urna, aunque nadie ha sido arrestado en la capital, Salvador, donde el voto se realizó en un clima de normalidad.

De acuerdo con información del Tribunal Regional Electoral (TRE-BA) de las 15 personas detenidas, 14 fueron Itororó, ubicada a 541 kms. de la capital y otra persona fue detenida en Feira de Santana, a 107 kms. de Salvador.

La votación permanecía tranquila en gran parte de los principales lugares de Salvador, aunque el gran movimiento se produjo por los panfletistas que realizaron las encuestas de boca de urna.