Guerrero. El clima electoral se enrareció en Guerrero, México, producto del asesinato del dirigente estatal del Partido del Trabajo (PT), Rey Hernández García, quien promovió la coalición de su colectividad con el PRD y el PAN.

Rey Hernández García fue asesinado en la mañana de este domingo cuando salía de su domicilio en el municipio de Ometepec, rumbo a una reunión con el dirigente estatal del PRD, Misael Medrano. Recibió siete balazos.

Para los integrantes de la alianza del PT en Acapulco, Benjamín Sandoval Melo y Marco Antonio López García, la muerte del dirigente es un crimen político, por lo que exigieron que el gobierno estatal esclarezca el tema.

Sandoval Melo afirmó que “esto avergüenza a los guerrerenses y empeña los comicios; este asesinato denota más la tendencia de un estado fallido, no hay un estado de Derecho, ni de justicia”.

El PT consideró que el asesinato augura un proceso electoral en Guerrero complejo, informó El Universal.

Por su parte, el dirigente del PRD, Juan Carlos Muñoz, consideró que el hecho enrarece el clima político en Guerrero.

Agregó que con hechos como estos buscan detener el avance que tienen los partidos que se aliaron. Sin embargo puntualizó que “la alianza va, esto no nos va amilanar”.