México D.F. El principal partido opositor de México, el PRI, eligió este miércoles a un nuevo candidato a gobernador en el norteño estado de Tamaulipas tras el asesinato de su anterior postulante en uno de los peores ataques del narcotráfico contra un político en los últimos años.

El aspirante del Partido Revolucionario Institucional (PRI), Rodolfo Torre, quien era amplio favorito para ganar las elecciones de este domingo en Tamaulipas, fronterizo con Estados Unidos, fue emboscado este lunes por un grupo de sicarios cuando viajaba en una camioneta para hacer campaña.

Los dirigentes del PRI en Tamaulipas eligieron como candidato a Egidio Torre, hermano mayor de Rodolfo y ex alcalde de Ciudad Victoria, quien no podrá realizar campaña ya que este jueves iniciará el silencio electoral previo a los comicios.

El líder del PRI en el estado, Ricardo Gamundi, dijo que en las boletas de votación aparecerá el nombre del candidato asesinado, al tiempo que llamó a la población a votar pese al clima tenso que impera en el estado.

Este domingo serán renovados los gobernadores de 12 estados, algunos de ellos con focos rojos por la violencia ligada al narcotráfico como Chihuahua, Sinaloa y Durango, donde los narcotraficantes se disputan las rutas de las drogas.

En Tamaulipas la violencia ha ido en aumento por las sangrientas batallas que libra el grupo armado Los Zetas y el cártel del Golfo, antes aliados y hoy adversarios, por el control de la zona, clave para el ingreso de drogas a Estados Unidos, el mayor consumidor mundial.

Desde que el presidente Felipe Calderón lanzó operativos antidrogas tras asumir en diciembre de 2006, con decenas de miles de militares y policías federales en varios estados, han muerto más de 25.000 personas en el país, incluso civiles inocentes y niños en fuego cruzado.

Tras el asesinato del candidato priísta, Calderón pidió esta semana a los partidos y sectores sociales que presenten propuestas para tratar de frenar a los violentos cárteles.

La presidenta del PRI exigió este martes al gobierno de Calderón una investigación certera y rápida del crimen, además de una estrategia eficaz en contra de la inseguridad.