El nuevo ministro de Interior de Colombia, Juan Fernando Cristo, afirmó este domingo que el Gobierno del presidente Juan Manuel Santos buscará alcanzar consensos con el ex mandatario y ahora senador Álvaro Uribe, que se ha presentado como uno de sus más férreos enemigos en la oposición.

Cristo, que tomará posesión de su cartera este lunes, aseguró en una entrevista que publica este domingo el periódico El Tiempo que el poder del derechista Centro Democrático, partido que encabeza Uribe, se ha "sobredimensionado" y recomendó ver la situación con perspectiva.

"En algunos sectores se ha sobredimensionado al Centro Democrático. Es el 20 % del Senado y un poco más del 10 % de la Cámara. (...) Pero también se ha sobredimensionado partiendo de la base de que se va a oponer a todo lo del Gobierno", afirmó el ministro designado.

En este sentido, Cristo consideró posible que "superada esta etapa inicial" de posicionamientos tras la formación y apertura del nuevo Senado, el pasado 20 de julio, se puedan "tratar de construir con ellos consensos mínimos en algunos temas, como la paz".

Uribe, muy crítico con el proceso de paz que el Ejecutivo mantiene con las FARC en La Habana desde noviembre de 2012, declinó asistir el pasado jueves a la ceremonia de investidura de Santos para el periodo 2014-2018, una "equivocación emocional" en palabras de Cristo que, sin embargo, no es definitiva.

"Todos los temores que muchos sectores de la derecha colombiana han expresado sobre supuestas concesiones a las FARC o una negociación irresponsable se van a disipar", aseguró el designado ministro de Interior.

La bancada del Centro Democrático, junto con el otro extremo político, el izquierdista Polo Democrático Alternativo, se presenta como la oposición más destacada al Ejecutivo de Santos para este recién estrenado segundo mandato, toda vez que el presidente mantiene lazos políticos con el resto de formaciones.

Así, la coalición formada por el Partido de la U, Cambio Radical y Partido Liberal, conocida como Unidad Nacional, es la responsable de que el presidente haya conseguido los votos suficientes para permanecer cuatro años más en la Casa de Nariño, en tanto que miembros del Partido Conservador también le expresaron su apoyo.