El magistrado del Tribunal Constitucional (TC), Óscar Urviola, ratificó que no existe persona o entidad pública o privada exenta del control constitucional, por lo cual la sentencia sobre la ley antitransfuguismo debe acatarse sea cual fuere.

Urviola explicó que todo el ordenamiento jurídico peruano, no solo leyes del Congreso, sino también decretos del Ejecutivo, de la Corte Suprema de Justicia, o del Jurado Nacional de Elecciones, pueden ser materia de control del TC. “En un estado constitucional de derecho no hay isla, es decir, no hay persona pública o privada que esté exenta del control constitucional”, manifestó en declaraciones a Canal N. 

Por ello, el magistrado subrayó que la sentencia del TC sobre la ley antitransfuguismo debe ser acatada por el Congreso, opinión que es rechazada por legisladores como Mauricio Mulder. Indicó que, en caso la citada ley sea declarada inconstitucional, basta solo la publicación de la sentencia para que esa norma termine derogada y salga del ordenamiento jurídico. 

Asimismo, Urviola ratificó que la filtración de la supuesta sentencia del TC sobre la ley antitransfuguismo está siendo investigada por una comisión nombrada por el colegiado con ese fin. 

“La filtración es una situación irregular que todos tienen que rechazar porque son actos absolutamente irregulares cuya intención desconocemos”, indicó tras no descartar que la intención haya tenido la finalidad de desprestigiar al TC.