El jefe de Estado boliviano, Evo Morales sostuvo que no quiere más confrontación ni peleas con las autoridades de los diversos departamentos de Bolivia, que se distanciaron del ejecutivo con una secante oposición que, a su juicio, perjudicó el desarrollo regional. 

Por el contrario, subrayó que se requiere acercamiento, lo que permitiría consolidar buenas relaciones. Sólo de esta forma, afirmó, se podrá garantizar la autonomía y el desarrollo del país boliviano.

 "Gracias a ustedes, gracias al pueblo boliviano yo tengo cinco años más de presidente garantizado. Pero no quiero cinco años de pelea, no quiero cinco años de confrontación, quiero cinco años de trabajo con nuestros gobernadores y nuestros alcaldes", remarcó al respaldar a los candidatos del MAS, de quienes dijo son de su confianza, según declaraciones reproducidas por Hoy Bolivia

El mandatario aseguró que en esas condiciones el trabajo por el desarrollo de las regiones es mucho más fácil, "inclusive se pueden resolver problemas delicados por teléfono, para ejecutar obras".

 "Cuando nos entendemos con gobernadores y alcaldes es mejor", insistió y ratificó que es la mejor manera para garantizar la autonomía, el desarrollo, "para seguir trabajando como quiere el pueblo boliviano".

    En el caso de los departamentos que en su primeros años de administración estuvieron gobernados por opositores, como Tarija, Beni, Santa Cruz y Pando, el gobernante dijo que tiene reportes de que la campaña de los candidatos del MAS está avanzando positivamente.

    Afirmó que en Tarija el MAS ya tiene asegurada la Gobernación y reveló que en Pando la gente está preocupada por la visión de los candidatos de la oposición.

    "En pando la gente dice hasta cuando mi Prefecto va a seguir peleando con el Presidente que trabaja tanto, y los prefectos no dejan trabajar. Mejor que gane el MAS para trabajar de manera conjunta. La gente quiere resultados", subrayó.

    El próximo 4 de abril, los bolivianos votarán para designar a los gobernadores y alcaldes de los nueve departamentos, a los munícipes de ciudades intermedias y rurales, además de asambleístas.