México, EFE. El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, llegó este jueves a México para una visita de trabajo de algo menos de 24 horas con el fin de revisar la agenda bilateral con las máximas autoridades mexicanas.

Obama fue recibido en el hangar presidencial del aeropuerto internacional por el secretario de Relaciones Exteriores de México, José Antonio Meade; el embajador estadounidense Anthony Wayne, y por varios funcionarios de la cancillería mexicana.

El mandatario estadounidense se subió de inmediato al vehículo blindado conocido como "la bestia" para dirigirse, acompañado por decenas de vehículos de seguridad y un helicóptero de la Armada mexicana, hacia el Palacio Nacional mexicano.

En ese lugar, Obama y el presidente mexicano sostendrán una reunión en la que abordarán los temas de competitividad, administración de la frontera, educación e innovación, comercio, inversión y sobre la iniciativa de migración presentada por el mandatario estadounidense al Senado norteamericano.

En el aeropuerto se montó un gran operativo de seguridad, que incluyó decenas de elementos de la Secretaría de Marina y de la Policía mexicana.

En el momento de la llegada de Obama, el presidente Peña Nieto le dio la bienvenida en su cuenta de Twitter, donde manifestó que "esta visita será de gran beneficio para nuestras naciones".

Se trata de la cuarta visita de Obama a México, pero la primera con el presidente Peña Nieto.

Por la noche se tiene prevista una cena de gala para los mandatarios.

Mañana viernes, Obama se reunirá con empresarios y realizará algunas visitas culturales.

* Con información de Xinhua y EFE.