Washington. En la víspera de una reunión de alto nivel para discutir la lucha contra los poderosos carteles de la droga en México, el presidente Barack Obama llamó este lunes al mandatario mexicano, Felipe Calderón, y enfatizó el compromiso estadounidense para brindarle ayuda.

Ambos líderes hablaron de un "deseo mutuo para trabajar juntos por el beneficio de la seguridad de los ciudadanos en ambos lados de nuestra frontera compartida", dijo el portavoz de Seguridad Nacional de la Casa Blanca, Mike Hammer.

"El presidente (Obama) enfatizó la importancia que confiere a cumplir de manera satisfactoria nuestra responsabilidad en el esfuerzo contra las organizaciones mexicanas que trafican drogas, así como nuestro compromiso sostenido de apoyar los esfuerzos de México", dijo Hammer.

La secretaria de Estado de Estados Unidos, Hillary Clinton, encabezará una delegación de alto rango que llegará este martes a México para discutir la cooperación contra el narcotráfico, 10 días después de que tres personas vinculadas al consulado estadounidense fueron asesinadas en una ciudad fronteriza.

El secretario de Defensa, Robert Gates, la secretaria de Seguridad Nacional, Janet Napolitano, y el director de Inteligencia Nacional, Dennis Blair, también serán parte de la delegación.

Ellos también se reunirán para discutir la Iniciativa Mérida, un plan diseñado en el 2007 que involucra la entrega a México de US$1.400 millones para ayudar a combatir a los carteles de la droga.

Dos estadounidenses y un mexicano vinculados al consulado estadounidense en Ciudad Juárez fueron asesinados el 14 de marzo. Las muertes son parte del aumento de la violencia relacionada con las drogas junto a la frontera.