El Perú es el segundo país de la región seleccionado por la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) y el Instituto de Gobernanza de Basilea para crear un Mecanismo de Denuncia de Alto Nivel Anticorrupción, como instancia preventiva que genere alertas tempranas en los procesos de licitación y permita tomar medidas correctivas.

Así lo informó el coordinador general de la Comisión de Alto Nivel Anticorrupción, José Avila quien junto a los expertos internacionales Nicola Bonucci (OCDE), Gemma Aiolfi y Oscar Solórzano del Instituto Basel sostendrán diversas reuniones de trabajo con representantes del sector público, empresarial y sociedad civil.

Tienen programado reunirse con el Ministerio de Justicia y Derechos Humanos, Fiscalía de la Nación, Contraloría General de la República, Defensoría del Pueblo, así como del Organismo Supervisor de las Contrataciones del Estado (OSCE).

Por el sector empresarial con la Confederación Nacional de Instituciones Empresariales Privadas (CONFIEP), la Sociedad Nacional de Industrias (SNI), Asociación de Bancos del Perú (ASBANC) y la Cámara de Comercio de Lima. En tanto por las organizaciones de la sociedad civil se reunirán con Proética.

En estas sesiones, los especialistas conocerán cómo las instituciones peruanas responden a los actos de corrupción que puedan presentarse o que sean materia de denuncias formuladas por los ciudadanos, empresas u otros.

El Mecanismo de Denuncias de Alto Nivel o High Level Reporting Mechanism (inglés), es diseñado para hacer frente a la corrupción en las adquisiciones públicas, emitiendo advertencias tempranas a fin de tomar las medidas correctivas necesarias, sin sustituir los canales formales de denuncia.

Ávila Herrera destacó la importancia que el Perú haya sido elegido –luego de Colombia donde se puso el proyecto piloto en práctica- y pueda implementarse este Mecanismo de Denuncia de Alto Nivel, que es una constante preocupación del Estado peruano y de la CAN Anticorrupción.