Chile apoyó esta tarde el proyecto de resolución de la OEA sobre el reclamo argentino de “las islas Malvinas, Georgias del Sur y Sandwich del Sur y los espacios marítimos circundantes” y llamó a la pronta reanudación de las negociaciones entre Argentina y Gran Bretaña, como lo aseguró el propio canciller chileno Alfredo Moreno durante su intervención en la Asamblea General de la OEA en Cochabamba, Bolivia, que culmina este martes.

El canciller también reiteró el llamado del Gobierno chileno a sus pares de Argentina de Gran Bretaña e Irlanda del Norte a reanudar “cuanto antes las negociaciones, a fin de encontrar a la mayor brevedad posible, una solución pacífica y definitiva a esta prolongada disputa de soberanía de conformidad con las resoluciones pertinentes de Naciones Unidas y de la Organización de Estados Americanos”.

El proyecto de resolución sobre las Malvinas fue presentado a la Asamblea por la delegación brasileña y deberá ser votado durante la jornada.

Antes de la declaración del Canciller Moreno, su colega argentino, Héctor Timerman, en una emotiva presentación donde relató el drama de "madres, padres e hijos" argentino que no pueden visitar las tumbas de sus familiares en Malvinas, ofreció un diálogo inmediato a la delegación británica que se encuentra en Cochabamba como observadora de la 42 Asamblea de la OEA, incluso en el mismo lugar en que se desarrolla el encuentro.

Sobre la presentación que haría la delegación británica ante la Asamblea, Timerman estimó : "Es la primera vez que voy a escuchar a los británicos" hablando de la controversia en un foro internacional.