El Consejo Permanente de la OEA inicia la sesión extra en la cual se presentará el informe elaborado tras la visita de José Miguel Insulza a Paraguay. El organismo tomará una decisión sobre la situación del país en el organismo.

La reunión extraordinaria se desarrolla desde las 10:00 (hora local) en la sede de la Organización de los Estados Americanos (OEA), en Washington.

Los embajadores de los países miembros del organismo debatirán sobre Paraguay en base al informe elaborado por una comitiva encabezada por el secretario general, José Miguel Insulza.

El organismo había enviado una misión a Asunción para recabar datos in situ sobre la situación de la democracia a nivel local luego de la destitución vía juicio político de Fernando Lugo y la asunción de Federico Franco como presidente de la República.

Las autoridades paraguayas se muestran optimistas sobre el resultado de esta reunión, aunque reconocen que hay constantes presiones -especialmente de Venezuela, Nicaragua y Bolivia- para sancionar al país e incluso sacarlo del organismo.

Hugo Saguier, quien representa a Paraguay ante la OEA, señaló en la víspera que no se contaban con los votos suficientes para una expulsión.

Esta medida ya había sido planteada en la sesión del pasado 26 de junio; sin embargo, la mayoría del pleno se mostró en contra.

Saguier estimó que los países bolivarianos intentarán nuevamente la salida de Paraguay de la OEA; no obstante, se mostró esperanzado en que los embajadores conservarán sus posturas.

Paraguay adelantó una defensa “con serenidad y confianza”.

La destitución de Lugo por juicio político en el Congreso generó críticas de varios sectores de la comunidad internacional e incluso los presidentes de Argentina, Brasil y Uruguay utilizaron este argumento para suspender al país del Mercosur.