Lima, Andina. Los países consumidores deben asumir su responsabilidad en la lucha contra el narcotráfico, pues mientras siga la demanda de drogas no se podrá detener ese ilícito negocio, sostuvo este lunes la Organización de Estados Americanos (OEA).

El secretario general de la OEA, José Miguel Insulza, afirmó que la propuesta del presidente peruano, Ollanta Humala Tasso, de convocar a una Cumbre Presidencial Antidrogas, refleja muy bien el problema que representa el narcotráfico en la región.

Tras reunirse con el jefe del Estado en Palacio de gobierno, Insulza aseveró que es fundamental que los países consumidores adopten medidas efectivas para disminuir de manera significativa el tráfico de estupefacientes.

Mencionó la creación de mejores programas educativos, sistemas de rehabilitación y de prevención, y enfrentar decididamente a las organizaciones de narcotraficantes.

“Esto es lo que entiendo como responsabilidad compartida, es decir, no echarle todo el saldo a los países que producen la droga, sino que asuman su responsabilidad los países a los cuales va destinada la droga”, apuntó.

Indicó que poner en la cárcel a más de un millón de personas en los países de la región por delitos de narcotráfico, y confiscar toneladas de droga, no ha solucionado este problema; por lo que insistió en la necesidad de un cambio de actitud.

El gobierno peruano inicio las coordinaciones para realizar una cumbre antidroga con la participación de los países productores y consumidores, para hacer realidad el concepto de responsabilidad compartida en esta lucha antidrogas.

“Esta expresión refleja muy bien el problema que enfrentamos respecto a la droga y es que hemos hecho un enorme esfuerzo los últimos años para reducir el narcotráfico, pero no existe un esfuerzo similar para reducir la demanda”, expresó.

Según un informe de la OEA, divulgado en julio último, la incautación de drogas ha aumentado con fuerza en los últimos años en el continente, al pasar de 402,7 toneladas métricas en 2007, a 550,6 toneladas métricas en 2009, aunque ello no ha socavado a los cárteles de la droga.

Insulza dijo que conversó con el presidente Humala respecto a la Cumbre de las Américas que se realizará en 2012 y sobre cómo los países de la región pueden aprovechar el crecimiento para mejorar las condiciones de vida de sus ciudadanos.