Caracas. Diputados electos de la oposición venezolana acusaron este miércoles al presidente Hugo Chávez de dar un golpe de Estado junto a la Asamblea Nacional al aprobar leyes que crean un Estado Comunal, regulan medios electrónicos y delegan poderes especiales al mandatario.

Los diputados, que se integrarán a la Asamblea Nacional el 5 de enero del 2011, cuando comience a sesionar el cuerpo electo el pasado 26 de septiembre, pidieron unidad a los venezolanos para rechazar "pacífica pero enérgicamente" las medidas.

"Condenamos enérgicamente el golpe de Estado que se encuentra en pleno desarrollo por parte del régimen y que procura implantar a través del Estado totalitario y militarizado un sistema comunista en Venezuela", dijeron en un comunicado suscrito por los diputados electos de oposición.

La Asamblea Nacional, dominada por el oficialismo, aprobó en los últimos días la creación de un Estado Comunal, regulación a medios electrónicos y la habilitación de Chávez para legislar por decreto durante año y medio.

Chávez, quien al mismo tiempo se encontraba en un acto con militares, desestimó protestas que había hecho en el mismo tono el mayor gremio de empresarios del país, Fedecámaras, para rechazar el paquete de leyes.

El mandatario proclamó el carácter "profundamente democrático" de su revolución socialista.

Sin embargo, la diputada electa por la oposición, María Corina Machado, aseguró a Reuters que un conjunto de leyes aprobadas este mes contravenía la Constitución y que se estaba anulando a la futura Asamblea.

"El Gobierno ha perdido legitimidad (...) es un golpe de Estado desde el Estado", afirmó al comentar un cambio en el reglamento parlamentario que aumentaba el poder del partido más votado -el de Chávez- y reducía la cantidad de sesiones para discusiones.

La oposición, que tendrá un 40% de la nueva Asamblea Nacional, consideró las nuevas leyes inaplicables y llamó a protestas en todo el país hasta "conquistar las plenas libertades de todos los venezolanos".

Chávez no cuenta con el respaldo necesario en el nuevo cuerpo para obtener poderes especiales o aprobar leyes de mayor alcance.