Como parte de la campaña Crece, lanzada a mediados de este año, la ONG Oxfam creó un corto cinematográfico que parodia la película El precio de la Ambición (1992).

Este filme de culto, donde aparecen actores de la talla de Al Pacino, Jack Lemmon, Kevin Spacey y Alec Baldwin, gira su acción al interior de una mediocre oficina de corredores de propiedades, quienes se ven inquietados por la llegada de un supervisor, quien los amenaza: el que no haga en las próximas 24 horas al menos una venta, será despedido.

El corto de Oxfam se estrena semanas antes de que la agencia internacional presente, como parte de su campaña Crece, un informe sobre transacciones de tierras y el impacto que estas tienen en la gente que vive en situación de pobreza alrededor del mundo.

A juicio de Oxfam, las apropiaciones de tierras están teniendo un impacto devastador en las vidas de las personas pobres y excluidas.

Asier Hernando, coordinador de la campaña para Sudamérica, afirmó que “este video muestra una situación similar a la que estamos viendo en todo del mundo, en el que se compran tierras para obtener beneficios y satisfacer la demanda".

"La inversión en agricultura debiera ser bienvenida, pero debemos lograr que existan medidas que aseguren que las necesidades de miles de personas pobres y vulnerables no sean dejadas de lado por los intereses de unos pocos”, advirtió.

Oxfam viene realizando un llamado a los inversionistas, los gobiernos nacionales y a las organizaciones internacionales para que tomen una serie de medidas para poner fin a las apropiaciones de tierras, de manera tal que las comunidades afectadas sean consultadas, tratadas con justicia y tengan los medios para cultivar suficiente comida para alimentarse.