Panamá. El gobierno de Panamá solicitó a Estados Unidos la detención y extradición del ex presidente panameño Ricardo Martinelli (2009-2014), confirmó este miércoles una fuente de la cancillería panameña tras versiones difundidas por el diario local "La Prensa".

La solicitud formal de detención y extradición se dio en atención a una requerimiento de la Corte Suprema de Justicia (CSJ) panameña, por el caso de escuchas telefónicas ilegales realizadas durante la pasada administración.

Según la información de "La Prensa", la notificación formal del requerimiento se tramitó el lunes a través de la embajada de Panamá en Washington y ante el Departamento de Estado estadounidense.

Martinelli, del opositor Partido Cambio Democrático (CD), se encuentra en Miami, Florida, desde enero de 2015, tras haber salido de Panamá.

El ex gobernante viajó al exterior para asistir a un encuentro del Parlamento Centroamericano (Parlacen) en Guatemala, pero no regresó y se estableció en Estados Unidos.

El impreso agregó que la petición se formalizó tras darse respuesta a los recursos presentados por la defensa de Martinelli, al concluir la fase de revisión de la documentación correspondiente al ministerio de Relaciones Exteriores de Panamá, por lo tanto ahora quedan en manos de Estados Unidos el análisis de la información respectiva y las medidas a seguir.

La fuente de la cancillería panameña señaló que no hay un tiempo para dar respuesta a la petición.

Hace unos días la prensa local informó que en las supuestas escuchas telefónicas ilegales se tuvieron en cuenta la posibilidad de una responsabilidad por los delitos de interceptación de telecomunicaciones y seguimiento, persecución y vigilancia sin autorización judicial, peculado por malversación y peculado por uso.

Rogelio Cruz, uno de los miembros de la defensa de Martinelli, dijo a Xinhua que en la tarde de este martes se efectuará una reunión de abogados en la capital panameña, tras la cual se podrá anunciar la realización de una conferencia de prensa para referirse al tema del trámite de extradición del ex gobernante.

El juez de garantías, Jerónimo Mejía, determinó el pasado 11 de diciembre en la CSJ "en rebeldía" a Martinelli por no asistir a una audiencia en un proceso en su contra por presunta corrupción, tras considerar que fue debidamente notificado.      

Mejía dijo entonces que corresponde al pleno de la CSJ decidir sobre una eventual orden de detención en contra de Martinelli, tras la que fue la primera audiencia realizada a un ex jefe de Estado panameño bajo un nuevo código procesal penal y con la presencia de miembros de CD que reclamaron el respeto del debido proceso en este caso.