Concepción. La nota de amenaza contra el intendente de esta ciudad fue encontrada el domingo entre las 09:00 y 09:30 por su cuñado Hugo Ortiz, en el patio de la casa del padre del político, Hugo Urbieta, ubicada en Yegros esquina Presidente Franco.

El mensaje estaba en un hule que además tenía una piedra.

La advertencia contra el intendente dice: “Absténgase a la consecuencia de su declaración y su pedido a Fernando Lugo. Usted gane a su pueblo con dedicación y trabajo y deje que nosotros hagamos a nuestra manera. Rectifique su rumbo o usted o algún familiar será visto por nuestra organización como objetivo inmediato. En la capital de Concepción, un pequeño grupo de privilegiados tienen todo el poder. Poder político, económico, justicia, fiscalía, policía (sic)”, señala el material.

La misiva añade: “Hasta se pegan el lujo de violar el sagrado derecho de los pobres que son los trabajadores de quienes se sirven ustedes y los de su clase. Es hora de cambio todo esto. Que los fiscales hagan bien su trabajo y no tomen más inocentes o esto empeora. A los amadores de brasileros, cuídense. Viva el Mcal. Lopes-Viva la Lucha Armada-Viva el EPP- Comando Urbano-EPP (sic)”, culmina el escrito.

Hechos. Según indicó el político liberal, en la noche del sábado, su madre se encontraba en esa parte de la casa donde fue hallada la hoja, pero no vio nada raro.

El domingo de mañana, minutos antes del hallazgo, tampoco ningún miembro de la familia se percató del hecho.

Alejandro Urbieta declaró este martes a ABC que el guardia que custodia la farmacia de su familia informó que hace algunos días una persona extraña, de estatura alta y con barba, preguntó hasta qué hora se abría el negocio.

También en la mañana del domingo, el custodio señaló haber observado a una persona de sexo masculino en las inmediaciones de la casa. Ambos sospechosos parecían ser pobladores de comunidades rurales, por la forma en que estaban vestidos, conforme a los datos obtenidos.

Caligrafía similar. La nota de amenaza contra el intendente de la ciudad de Concepción, Alejandro Urbieta Cáceres, habría sido redactada por la misma persona que exactamente hace un año amenazó al gobernador del departamento de Concepción, Emilio Pavón Doldán, según la caligrafía que es analizada por la Policía.

Esta advertencia del Comando Urbano del EPP se registra solo dos semanas después del ataque a la subcomisaría 10ª de Capitán Giménez, distrito de Horqueta, donde murieron dos policías.