Asunción. El gobierno de Paraguay analizará su continuidad en la Unión de Naciones Sudamericanas (Unasur), según un comunicado de la cancillería Nacional.

Paraguay no acepta la decisión de ser suspendido por la Unasur, en una cumbre que se llevó a cabo este viernes en Mendoza, Argentina.

La cancillería emitió un comunicado este sábado que señala: “La decisión de suspender la participación de la República del Paraguay en los órganos e instancias de la Unión se tomó sin sustento jurídico alguno. Ninguna norma vigente autoriza a excluir a un Estado Miembro, o a sus representantes, de las reuniones de Unasur”.

El gobierno exige que se señale la disposición que le sirvió de fundamento para sancionar a Paraguay. Incluso, estipula que la decisión contradice los principios del tratado constitutivo de Unasur, ya que no respetó la soberanía del Paraguay ni se ajustó a la voluntad de construir de manera participativa y consensuada un espacio de integración y unión entre los estados suramericanos.

Por último indican que “la decisión se contradice al reafirmar su solidaridad irrestricta con el pueblo paraguayo y, al mismo tiempo, determinar que se promoverá la suspensión de la República del Paraguay en los foros y mecanismos de diálogo y concertación política e integración de la región”.

El comunicado finaliza detallando que a “la República del Paraguay se le aplica, una vez más, para encubrir medidas irregulares que tendrán consecuencias negativas en la población nacional, la frase tristemente célebre de que esas medidas no son contra el pueblo paraguayo sino contra el Gobierno del Paraguay”.