En el primer semestre de este año, 19 organizaciones políticas recibieron Q5,4 millones (cerca de US$700.0009 en financiamiento privado, según un reporte de la Auditoría Electoral del Tribunal Supremo Electoral (TSE), y cuatro no registraron ingresos.

De ese total, Libertad Democrática Renovada (Líder) y el Partido Patriota (PP) fueron los más beneficiados.

Los partidos políticos reportan como principales financistas a  diputados, integrantes del comité ejecutivo, secretarios departamentales y afiliados. Solo Líder y el Partido Unionista (PU) anotaron a las empresas que les dieron fondos.

El informe sobre el financiamiento privado lo deben entregar cada seis meses  a la Auditoría Electoral, en los diez días siguientes al final del semestre. En esta ocasión el plazo venció el 14 de julio.

De 28 organizaciones inscritas en el TSE, cinco entregaron a tiempo el informe: Todos, Encuentro por Guatemala, Partido Libertador Progresista (PLP),  Unión Democrática y Partido Socialdemócrata Guatemalteco. Este lunes aprovecharon para presentarlo en forma extemporánea las dos primeras agrupaciones.

4762

Del informe que presente el auditor a los magistrados del TSE depende qué tipo de sanción corresponde  a los tres partidos que no lo entregaron, que puede  ser amonestación pública  o privada.

De las tres agrupaciones que no cumplieron  con la ley, el PLP es el único suspendido.

El politólogo José Dávila expuso que el TSE trata de demostrar un perfil con más autoridad y que se ha ganado bastante respeto de los partidos, porque la mayoría entregó su informe.

“Me parece positivo, porque con eso se refleja que se cumple con entregar  los estados financieros, aunque se tienen  sus dudas, porque mientras en el país los partidos sigan financiados por fuentes privadas habrá tergiversaciones”, aseguró Dávila.

“La percepción criolla o cultural es que los diputados solo dan su nombre y que no son ellos los dueños de los recursos, y que solo son los transmisores de una cuota anónima. Eso puede generar dudas sobre que el dinero provenga del crimen organizado o del narcotráfico”, refirió el experto.  

Sin entregar informe. En mayo de este año, Prensa Libre publicó que diez organizaciones políticas incumplieron con la entrega anual del informe financiero sobre el origen, manejo y aplicación de su financiamiento público y privado al TSE. En esa ocasión, seis lo presentaron en forma parcial y doce completa, según registros de la Auditoría Electoral.

El artículo 7 del Reglamento de control, fiscalización del financiamiento público y privado de las actividades permanentes y de campaña electoral de las organizaciones políticas  detalla que ese informe se debe  entregar 90 días después de finalizado el año.