Lima. El proyecto de presupuesto 2015 prioriza las intervenciones sociales como la educación, salud y protección social, señaló hoy la presidenta del Consejo de Ministros, Ana Jara, tras indicar que el 60% del incremento del presupuesto total se orientará a cubrir las metas y reformas de estas tres áreas que tienen un gran impacto en el bienestar de la población.

Durante su intervención en el pleno del Congreso, donde presentó el dictamen final de la Ley de Presupuesto del Sector Público para el ejercicio fiscal 2015, indicó que los gasto presupuestales del Estado para el próximo año ascienden a 130 mil 621 millones de nuevos soles.

“La priorización de las intervenciones sociales en el presupuesto se refleja más aun si observamos que para el año 2015 el gasto social en educación, salud y protección social alcanzarán el nivel de crecimiento más alto de los últimos años como participación del PBI”, sostuvo.

En cumplimiento del artículo 80º de la Constitución y del artículo 81º del Reglamento del Parlamento, Jara Velásquez explicó que el 71% del aumento del presupuesto no financiero ni previsional (sin reserva de contingencia) está orientado hacia un mayor compromiso del gobierno por la educación, la continuidad en el impulso de la reforma de salud y la profundización de una mayor inclusión social.

Asimismo, remarcó que el presupuesto del 2015 tiene un crecimiento en 11,9% en relación al previsto para el año 2014, aumento que beneficiará a más peruanos.

Los montos del presupuesto 2015 “son mayores en 50% respecto a lo obtenido a inicios del presente Gobierno y cerca del doble si se compara con el alcanzado en el año 2009”, destacó.

La principal fuente de financiamiento son los recursos ordinarios, acotó Jara, y provienen fundamentalmente de la recaudación tributaria, y financian el 70 por ciento de los gastos del presupuesto.

En su exposición, Jara destacó además que este presupuesto promueve y prioriza la inversión pública, la que permitirá seguir reduciendo cada vez más nuestras brechas de infraestructura pública y así mejorar nuestra competitividad y el desarrollo económico futuro del país.

“En el 2015 cerca del 30% de los recursos del presupuesto se destinarán a gastos de capital, llegando a alcanzar una cifra histórica de 5,7 por ciento del PBI”, anotó.

El proyecto de presupuesto –agregó- prioriza la asignación a las intervenciones destinadas a siete pilares fundamentales. El primero es un mayor compromiso con la educación que se demuestra en un presupuesto que se incrementa en 0,5% del PBI con respecto al año 2014, más allá de lo que establece el Acuerdo Nacional (aumento anual de 0,25% del PBI).

En segundo lugar, aseveró que el presupuesto busca continuar con la reforma en salud, cuyo presupuesto aumenta en 0,4% del PBI con respecto al año 2014 y se destinará a universalizar servicios y mejorar la calidad de los mismos.

Los otros pilares presupuestales, puntualizó Jara Velásquez, son impulsar una mayor inclusión social a través de los programas sociales; el fortalecimiento de las acciones de seguridad, orden público, defensa nacional y la justicia; continuar con la reducción de brechas de infraestructura pública; impulsar la diversificación productiva y el fortalecimiento y la modernización del Estado.