Huatulco. Respecto a la inquietud de los gobernadores por la situación que vivirá nuestro país si se llega a dar una deportación masiva de migrantes a partir de la llegada del nuevo gobierno de Estados Unidos, el presidente Enrique Peña insistió que será a través del diálogo como se construirá una nueva agenda de trabajo con la administración de Donald Trump.

"Son muchas las inquietudes, pero el gobierno trabaja a través de la vía del diálogo, para definir cuál será la agenda en la temática que tenemos que construir con el nuevo gobierno electo de los Estados Unidos. Lo haremos a través del diálogo con una visión pragmática siempre en defensa de los intereses nacionales y de los migrantes”, señaló.

Durante la reunión privada, la canciller mexicana Claudia Ruiz Massieu ofreció una explicación detallada sobre las 11 acciones que puso en marcha la administración federal para atender la preocupación de los migrantes mexicanos en la Unión Americana frente a la posición del próximo Gobierno de Donald Trump.

Por otra parte, agradeció a los mandatarios estatales el respaldo a la aprobación del paquete presupuestal para el ejercicio 2017, que considera un ajuste en el gasto público, particularmente del gobierno federal, de 19.1% en relación con el ejercido en 2016.

Por el contrario, indicó, el ajuste del gasto para las entidades en su conjunto será de 0.4%, pero además se prevé un incremento de 5% en participaciones y aportaciones.

En la reunión a la que asistieron los gobernadores electos de Oaxaca, Tlaxcala y Veracruz, destacó que la coordinación entre gobiernos “reflejan la vitalidad de nuestro federalismo” en propósitos comunes.

En materia de seguridad, destacó “la necesidad de mantenernos coordinados, trabajar focalizando esfuerzos en lugares y municipios donde hemos observado una tendencia contraria de aquella que venía a la baja”.