Lima. Una ex ministra de Economía de Perú que ayudó al país crecer a una de las mayores tasas del mundo sería la candidata presidencial del partido oficialista en 2011, dijeron este martes importantes dirigentes políticos, opción que reduciría las posibilidades de otros conservadores.

El partido propuso como candidata presidencial a Mercedes Aráoz, quien dejó la cartera económica en septiembre en medio de un cambio parcial del gabinete del mandatario Alan García, cuya gestión es desaprobada por la mayoría del país andino.

Aráoz no pertenece al partido oficialista pero trabajó en el gabinete desde que García tomó el poder en el 2006.

La posibilidad de un candidato presidencial fuera del APRA se había discutido con fuerza luego de que el grupo resultara derrotado en las elecciones municipales y regionales de octubre, cuando ganaron los independientes.

"Nos hemos reunido con ella ayer (lunes), hemos afinado nuestros criterios y ella ha aceptado ser la candidata del partido", dijo el presidente del grupo parlamentario del APRA en el Congreso, Mauricio Mulder, a la radio local CPN.

Mulder dijo que el comité nacional del APRA se reunirá este martes para formalizar la candidatura de Aráoz, quien comulga con las ideas liberales del presidente García de promoción a la inversión privada y los pactos de libre comercio.

"Ya no hay marcha atrás", dijo por su parte el presidente de la comisión política del APRA y ex primer ministro, Javier Velásquez, en torno a la candidatura presidencial de Aráoz.

"Conociendo a Mercedes Aráoz tengo más confianza con ella", agregó a periodistas Velásquez, quien era uno de los precandidatos presidenciales del partido oficialista.

Representantes de Aráoz no estuvieron disponibles para comentar la información. Cuando la funcionaria dejó el cargo de titular de Economía se informó que una de las razones de su renuncia era una eventual candidatura presidencial.

Panorama electoral. De acuerdo a sondeos electorales, el partido oficialista APRA, el más antiguo del país, no tiene grandes posibilidades de un triunfo en las elecciones de abril de 2011, pese a que el gobierno muestra robustas cifras de crecimiento económico debido al fuerte empuje de su demanda interna.

Perú, un país básicamente exportador de minerales, crecería este año 8% frente a 0,9% de 2009, cuando fue duramente golpeado por una crisis mundial.

El presidente García está impedido legalmente de buscar una reelección inmediata y según analistas está intentado evitar una sonora derrota, que podría opacar sus aparentes aspiraciones de obtener un tercer mandato en los comicios del 2016.

El objetivo del partido oficialista y de García con una candidatura "independiente" sería llevar una cuota importante de legisladores de su partido al Congreso que le asegure una resonancia política en los próximos años, según analistas.

La candidatura de Aráoz podría perjudicar las opciones de otros postulantes conservadores.

A unos cinco meses de los comicios, la legisladora conservadora e hija del ex presidente Alberto Fujimori, Keiko Fujimori, lidera las intenciones de voto y muy cerca se ubica el pragmático político Luis Castañeda, quien dejó la alcaldía de Lima hace unas semanas por sus aspiraciones electorales.

Poco más abajo figura el ex presidente Alejandro Toledo.

Los tres son considerados promotores de la inversión privada, mientras que el nacionalista Ollanta Humala, cuarto en los sondeos, aún asusta a los inversores, pese a que ha moderado su discurso radical de izquierda.

Según un sondeo de la firma Ipsos Apoyo, ninguno de los aspirantes presidenciales obtendría más de 50%o de votos para triunfar en primera vuelta y en una segunda ronda ganaría Castañeda.