Perú exhortó aquí a los países latinoamericanos a trabajar por la equidad y el empoderamiento de las mujeres y las niñas, al considerar que la igualdad de género es un asunto básico de derechos humanos.

La ministra de la Mujer y Poblaciones Vulnerables (MIMP), Marcela Huaita, durante su participación en la 52º Reunión de la Mesa Directiva de la Conferencia Regional sobre la Mujer de América Latina y el Caribe, en Santo Domingo, República Dominicana, consideró importante "garantizar la igualdad, la no discriminación y la inclusión a todos los niveles".

En ese sentido, señaló que es de especial importancia "se reconozca que enfrentar la desigualdad entre los géneros y conseguir el disfrute efectivo de los derechos de las mujeres, en igualdad de condiciones que los varones, siguen siendo desafíos fundamentales en todas las regiones del mundo”.

En el evento, organizado por la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL), participan ministras de la Mujer y otras autoridades de gobierno de América Latina y el Caribe, así como especialistas en asuntos de género, quienes discuten los logros y desafíos de los países de la región en materia de igualdad de género, en el marco del debate internacional por la agenda de desarrollo post 2015.

Perú, como integrante de la Mesa Directiva de la Conferencia Regional sobre la Mujer, participa al más alto nivel en las discusiones y decisiones en los temas relativos al cumplimiento de los acuerdos internacionales y regionales sobre la igualdad de género y la incorporación de la perspectiva de género en el desarrollo regional.

Este año, los Objetivos de Desarrollo del Milenio (ODM) llegarán a su término. Por ello, desde el 2012 se ha iniciado el proceso de definir la agenda de desarrollo que guiará el trabajo de la CEPAL, y de todo el sistema de Naciones Unidas, hasta el 2030.

Después de 13 rondas de negociaciones intensas, los países miembros de Naciones Unidas han logrado proponer los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) y metas concretas para una agenda global post-2015, que incluye la perspectiva de género como eje transversal.

Al término del encuentro, se espera contar con insumos y aportes para la elaboración del documento de posición para la XIII Conferencia Regional sobre la Mujer de América Latina y el Caribe que se llevará a cabo el próximo año en Uruguay.

Estos aportes serán de transcendental importancia pues plantearán una serie de acciones y recomendaciones que los países implementarán a través de sus planes, programas y políticas públicas en beneficio de las mujeres y las niñas de la región y de cada una de nuestras naciones, señaló el MIMP.