Santiago. Con el envío de los proyectos de ley al congreso, en principio para este lunes, que crean el fondo de reconstrucción post terremoto y la iniciativa que desarrolla un mecanismo para incentivar la donación desde el sector privado, el presidente de Chile, Sebastián Piñera proyecta anunciar para fines de esta semana el reajuste tributario al alza que afectaría a los grandes contribuyentes del país.

Piñera, de visita en Estados Unidos en el marco de la cumbre de seguridad nuclear que se desarrolla entre este lunes y martes,  confirmó a la prensa chilena que el plan de reconstrucción contempla soluciones en vivienda, salud, educación e infraestructura.

Los focos del proceso de reconstrucción del post cataclismo que afectó a Chile a fines de febrero pasado, de acuerdo a Piñera, estarían centrados en mecanismos tales como austeridad fiscal (ya se había anunciado un reajuste presupuestario por US$ 700 millones);  ahorros acumulados en el Fondo de Emergencia Social (FES); endeudamiento público, desprendimiento de bienes prescindibles del estado y ajustes tributarios, según La Tercera.

“Hay que dispersar el esfuerzo entre todos” sostuvo Piñera e insistió en que “la gente está necesitando la ayuda ahora, estamos en una carrera contra el tiempo” para solicitar al congreso una rápida aprobación de sus propuestas.