La Paz. El presidente de Chile, Sebastián Piñera, anunció que existen “restricciones” en su país para resolver la demanda boliviana de una salida al Océano Pacífico, y anunció que no “dividirá” el territorio nacional ante el pedido de soberanía de Bolivia. En una reunión con líderes políticos chilenos, el mandatario afirmó, este miércoles, que su gobierno tiene la “voluntad extrema” para resolver el diferendo marítimo.

“Le hemos planteado (a Bolivia) que tenemos la mejor disposición para buscar soluciones a los problemas, pero que tenemos restricciones. Y una de esas restricciones es que yo creo altamente inconveniente toda fórmula que signifique dividir el territorio chileno”, aseguró Piñera según el diario El Mercurio. El presidente añadió que esa posición la hizo conocer a su antecesora Michelle Bachelet.

En la misma línea, el ministro de Relaciones Exteriores de Chile, Alfredo Moreno, rechazó las propuestas, para dar una salida al mar a Bolivia, que impliquen dividir el territorio chileno. “Las alternativas que significan dividir el país en dos nos parece que no son las que van en beneficio de Chile”, declaró Moreno a la televisión chilena.

Piñera apostó por dar a Bolivia un corredor, sin soberanía, al norte del río Lluta; mediante una franja de siete kilómetros entre la frontera con Tacna (Perú) y Arica (Chile). Esta posición está sujeta a la aprobación de Perú, de acuerdo al Tratado de 1904.

Postura. El pedido boliviano sobre el tema marítimo pasa por una salida soberana, tal como está establecido en la Constitución Política del Estado. El presidente Evo Morales y la ex mandataria Bachelet establecieron, en 2006, la agenda de los 13 puntos que por primera vez incluyó el asunto marítimo.

En el encuentro del Mercosur del 17 de diciembre, Morales y Piñera decidieron impulsar la agenda bilateral, y ordenaron a sus cancilleres encabezar la negociación marítima. Bolivia espera “propuestas útiles, concretas y factibles” de Chile, en relación a la demanda marítima, según lo expresó el canciller David Choquehuanca en su informe de gestión 2010.

Sobre la reanudación de negociaciones, Piñera anunció que se está reconstruyendo el ferrocarril Arica-La Paz. “Hemos establecido facilidades para las importaciones y exportaciones bolivianas, no solamente en Arica y Antofagasta, sino que también en Iquique “, remarcó.