Ciudad de Panamá. Un anteproyecto de ley presentado al Congreso panameño por un grupo de gays y lesbianas para castigar la homofobia con penas de cárcel, generó polémica en Panamá, donde la Iglesia Católica considera que tal medida provocará "confrontaciones".

El anteproyecto de ley, que se espera sea discutido en las próximas semanas en el Congreso panameño, pide "prohibir" la discriminación y castigar las agresiones físicas o verbales contra los homosexuales.

El anteproyecto plantea penas de seis meses a un año de cárcel y multas de hasta US$1.000, o el doble si se tratara de funcionarios públicos.

El anteproyecto fue modificado por los diputados, quienes suprimieron las penas de cárcel pero aumentaron el monto de las multas hasta US$5.000.

"Esta ley es muy delicada y muy problemática porque al final también va a discriminar a otros grupos", dijo a periodistas el arzobispo de Panamá, José Domingo Ulloa.

"No es un proyecto válido en estos momentos y realmente trae más confrontación y discriminación", añadió el prelado, quien se inclina por "crear una cultura de no discriminación", algo que a su juicio ya estaría contenido en la actual Constitución panameña.

Grupos religiosos creen que este anteproyecto de ley abriría la puerta al debate sobre la realización de futuros matrimonios gays en el país y adopciones por parte de parejas del mismo sexo, algo que los promotores de la ley descartan.