Managua. El portavoz del Departamento de Estado para América Latina de EE.UU, Gregory Adams, manifestó su inquietud acerca de la motivación del presidente de Venezuela, Hugo Chávez, para comprar armamento.

En entrevista a El Nuevo Diario de Nicaragua, afirmó que “nos llama la atención que las armas que está comprando el señor Chávez son convencionales, y no sabemos contra quién va a hacer la guerra, porque estamos hablando de tanques, helicópteros de combate, submarinos, es decir, armas ofensivas y no sabemos para qué las quiere, porque nunca ha explicado para qué son, y se trata de una gran cantidad de dinero que serviría más al pueblo venezolano en otras áreas”.

Según Adams, “nosotros no estamos respondiendo a las provocaciones de Chávez, dejamos que diga lo que quiera, y el mundo podrá interpretar lo que diga. Creo que en Venezuela hay muchos problemas, su pueblo está sufriendo por los asuntos de electricidad y por falta de productos alimenticios, esas son cosas por las que debería estar más preocupado”.

Respecto a los países integrantes del ALBA, que en su mayoría tienen discursos críticos contra Estados Unidos, afirmó que “sabemos que sus miembros hablan y dicen cosas fuertes en contra nuestra, pero no tenemos problemas con eso, siempre ha habido retórica en contra de EE.UU., sabemos quiénes lo hacen y de qué se trata, y como ejemplo te digo que en Haití dijeron que estábamos ocupándolo, dijimos que no era así, no nos creyeron, y ahora que cada vez hay menos soldados nuestros allá, nadie dice nada. Por eso, si siempre nos van a imputar con motivos nefastos, con el tiempo se verá la verdad de lo que ellos dicen y de nuestro actuar”.