La Habana. La prensa estatal cubana calificó este lunes como "cínicas" las declaraciones de la secretaria de Estado estadounidense, Hillary Clinton, acerca de que los hermanos Fidel y Raúl Castro están boicoteando la apertura de Estados Unidos para mantenerse en el poder.

Clinton dijo que los líderes cubanos han minado los esfuerzos del presidente Barack Obama por normalizar las relaciones con Cuba.

También sostuvo que los hermanos Castro no tienen interés en poner fin al embargo comercial con el que Washington lleva medio siglo intentando forzar un cambio en el sistema comunista de la isla.

"Si el cinismo necesitase una expresión que lo inmortalizara, la secretaria norteamericana de Estado acaba de expresarla", dijo una columna leída en la emisora estatal Radio Reloj, en lo que fue la primera reacción a los comentarios del viernes de Clinton.

Según el texto, Clinton "mezcló ignorancia y falsedades a granel".

Las relaciones entre Cuba y Estados Unidos, viejos enemigos de la Guerra Fría, atraviesan por su punto más bajo desde la asunción de Obama el año pasado.

Obama eliminó las restricciones para que los cubano estadounidenses viajen y envíen remesas a Cuba y reanudó las conversaciones migratorias interrumpidas durante el Gobierno de su predecesor George W. Bush.

Pero la luna de miel fue breve. El arresto en diciembre pasado en Cuba de un contratista estadounidense bajo sospechas de espionaje y la muerte en febrero de un preso político cubano en huelga de hambre deterioraron nuevamente las relaciones.

Obama ha criticado también el hostigamiento a marchas pacíficas de las Damas de Blanco, un grupo de esposas de presos políticos.

Cuba dijo que no cederá al "chantaje" de sus enemigos en Estados Unidos y Europa, aclarando que no se responsabiliza por la suerte de Guillermo Fariñas, un disidente en huelga de hambre desde hace más de un mes y medio.

Durante una sesión de preguntas y respuestas en la Universidad de Louisville, en Kentucky, Clinton dijo que los hermanos Castro tienden a bloquear los esfuerzos de apertura de Estados Unidos hacia Cuba.

La columna de Radio Reloj propuso a Obama que levante su embargo económico durante un año, para ver si es verdad que el sistema comunista de la isla se viene abajo.

Obama ha dicho que el levantamiento del embargo sólo será posible si la isla mejora la situación de los derechos humanos.

Cuba considera el embargo una acción genocida. Las sanciones son criticadas año tras año por abrumadora mayoría en la Asamblea General de Naciones Unidas.