Brasilia. La presidenta de Brasil, Dilma Rousseff, viajará este lunes a Lima para participar este martes en la tercera Cumbre de Jefes de Estado y Gobierno de América del Sur-Países Árabes (ASPA), que reunirá a representantes de 32 naciones.

Rousseff partirá a la capital peruana desde la ciudad de Sao Paulo para asistir a esta edición de ASPA, programada para el martes 2 de octubre.

La tercera cumbre del mecanismo birregional tendrá como antesala este lunes una reunión de cancilleres y un foro empresarial con participación de más de 400 hombres de negocios de ambos bloques.

El foro empresarial permitirá explorar posibilidades de negocios e inversiones, para fortalecer los vínculos entre los miembros de la Unión de Naciones Suramericanas (Unasur) y de la Liga Árabe.

Siria y Paraguay serán los únicos ausentes, debido a que están suspendidos de sus respectivos bloques, por el conflicto interno en el país árabe, y por la implantación de un gobierno inconstitucional tras el juicio político realizado contra Fernando Lugo, en la nación sudamericana.