Caracas. El presidente venezolano, Hugo Chávez, admitió este viernes que no está en la mejores capacidades físicas y que por instrucciones de su equipo de médicos está guardando reposo por un resfriado.

Chávez se declaró la semana pasada libre del cáncer que le fue diagnosticado en La Habana hace cuatro meses, que lo obligó a una cirugía y a cuatro ciclos de quimioterapia para combatir la enfermedad.

"Lamentablemente, todavía no estoy en óptimas condiciones físicas", dijo Chávez en una llamada telefónica durante un acto de su partido político que fue transmitido en vivo por el canal estatal de televisión.

El gobernante, que busca ganar las elecciones presidenciales de octubre del 2012, dirigió en días pasados un acto militar bajo una intensa lluvia, aunque luego bromeó y dijo que a veces es bueno "un poquito" de agua para "botar" el resfriado.

"Me reanimó la gripe, así que los médicos me recomendaron un reposo, reposo por gripe, bueno, por eso no pude ir por allá", dijo Chávez a sus seguidores que celebraron un acto partidista.

A pesar de que Chávez aseguró que está libre del cáncer, especialistas dicen que es imposible declarar en remisión a un paciente hasta dos años después de que haya culminado el tratamiento.

Desde que el mandatario enfermó, recurrentes rumores sobre su auténtico estado de salud han asomado en Venezuela, en parte porque el gobierno no ha informado del tipo ni la gravedad del cáncer que sufre el mandatario, sino sólo ha dado a conocer de que le se extirpó un tumor del tamaño de una pelota de béisbol.