El Paz. El presidente de Bolivia, Evo Morales, presentó hoy un plan de acción para implementar la cadena perpetua contra quienes violen y asesinen a niños o niñas, además de duras sanciones para jueces y fiscales que retarden la Justicia.

     "Hermanas y hermanos, este plan es un resumen de las conclusiones de la cumbre de justicia para implementar y para mejorar la justicia boliviana, y para eso en el Organo Ejecutivo estamos enviando tres proyectos de ley a la Asamblea Legislativa Plurinacional", explicó en un acto en Palacio Quemado, en La Paz.

     El mandatario remitió esta jornada tres proyectos de ley a la Asamblea Legislativa Plurinacional (ALP, poder legislativo), para mejorar la justicia boliviana y erradicar la retardación y la corrupción.

     Los proyectos de ley fueron entregados al presidente de la ALP y vicepresidente de Estado, Alvaro García Linera, en un acto en el que presentó las conclusiones de la Cumbre Nacional de Justicia, base de esas tres normas.

     Se trata de la ley básica de conciliación ciudadana y municipal, la modificación a la ley de ejercicio de la abogacía y la reforma al Código de Procedimiento Penal.

     Morales dijo que para el seguimiento de la implementación de las conclusiones de la Cumbre Nacional de Justicia se creará una comisión interinstitucional.

     La comisión estará formada por los presidentes de las cámaras de Senadores y Diputados, el fiscal general del Estado, los ministros de Justicia y de Gobierno, el presidente del Tribunal Supremo de Justicia, el procurador del Estado y un representante del sistema universitario.

     Entre las conclusiones de la Cumbre Nacional de Justicia se establecen drásticas sanciones a jueces que suspendan audiencias por inasistencias de abogados, querellantes e imputados; estos últimos también están sujetos a sanciones.

     La Cumbre también estableció aplicar la trasformación estructural del sistema penal con un modelo de organización horizontal de jueces, recategorizar las infracciones penales en crímenes, delitos y faltas, así como la aplicación de medidas alternativas de detención.

     Las conclusiones dan prioridad a la protección de víctimas (mujeres, niños, ancianos y discapacitados), busca luchar contra la corrupción en el sistema de justicia y garantizar la transparencia.

     En la Cumbre también se acordó utilizar agentes encubiertos para investigar delitos e incorporar las videograbaciones como prueba válida en delitos de corrupción.

     "El sistema penal es ineficiente, elitista y burocrático. Los procesos son costosos, favorecen a la corrupción", señaló el presidente y detalló que además es "costoso, lento, corrupto, incoherente y carente de reinserción social".

     Se pretende que los procesos por delitos comunes duren, como máximo, un año. Incluirán el sistema de consultas en línea de las causas.

     La ministra de Justicia, Virginia Velasco, explicó que las reformas serán implementadas a corto, mediano y largo plazos.

Sanciones. El gobierno expuso un plan según el cual se sancionará severamente a jueces y fiscales que cometan actos que generen retardación de justicia. Incluso, se los podrá forzar a asistir a una audiencia mediante la presencia de la fuerza pública.

     El mandatario señaló que esto ayudará a mejorar las condiciones en las que se desenvuelve la Justicia.

     Morales planteó que se destituya y procese a fiscales, jueces o abogados de las partes que no acudan a sus audiencias.

     Si el querellante no comparece a los procesos se dará por sobreentendido que abandonó el caso. Finalmente, si el procesado no asiste a la sesión, se continuará con la causa de todas maneras.

     Hasta ahora, las audiencias se suspenden cuando una de las partes no asiste o si no se presenta el fiscal, lo que genera una pesada retardación de justicia.

     Morales expresó que se debe acabar con "la chicana jurídica".

Reformas constitucionales. El gobierno analiza llevar adelante un referendo para que la población decida si cambia o no la Constitución Política del Estado, para implementar la cadena perpetua para quienes violen y asesinen a niños o niñas.

     La medida fue anunciada dentro de las medidas que el gobierno implementará para garantizar verdaderos cambios en la administración de Justicia.

     "Hay temas pendientes y veremos en su momento cómo llamar a referendo sobre la cadena perpetua para quienes violan a niños y niñas, porque eso es algo imperdonable", señaló.

     A decir de Morales, para establecer ese tipo de sanción se requiere modificar la Constitución y recordó que el referendo es un mecanismo democrático que toma en cuenta el voto del pueblo.

     Según un informe emitido por la Defensoría del Pueblo en 2015, denominado "Las niñas y las adolescentes, derechos invisibilizados y vulnerados", entre enero y junio de ese año se registraron 182 casos de violación, lo que significa que cada día, en promedio, un niño o adolescente es abusado sexualmente en el país.