Tegucigalpa. El presidente de Honduras, Porfirio Lobo, ya tiene en su escritorio las cartas de renuncia de sus ministros, viceministros, directores, subdirectores, gerentes, subgerentes y hasta de comisionados presidenciales, de los cuales algunos, a partir de 2011, podrían quedar fuera de la presente administración.

Según lo investigado por El Heraldo, en su despacho el mandatario ha recibido, de momento, un total de 118 renuncias que serán sometidas a revisión a través de la Presidencia de la República, tal como se acostumbra al cierre de cada año en el país.

Las renuncias han sido interpuestas en el transcurso del mes de diciembre, por instrucciones del propio presidente Lobo Sosa, quien ha señalado que se quedará con algunas de ellas ante el mal desempeño que registraron varios de sus funcionarios en el primer año de gobierno o por razones de estrategia.

Cambios. Los cambios dentro del actual gabinete se estarían dando a conocer en las próximas horas mientras se avanza, además, en la revisión de informes que han remitido los diferentes secretarios de Estado a la Presidencia.

De momento, han trascendido algunos cambios y se ha confirmado la continuidad de varios funcionarios como César Ham, titular del Instituto Nacional Agrario (INA) y miembro de la denominada facción "golpista" de Unificación Democrática.

También se ha mencionado que continuará en sus labores el secretario de Seguridad, Óscar Álvarez y el ministro de Salud, Arturo Bendaña.

Se ha mencionado con insistencia que el secretario de Defensa, Marlon Pascua, pasaría a asumir la titularidad de la Secretaría de Industria y Comercio, por sus vinculaciones con el sector empresarial.

El cambio se haría en sustitución de Óscar Escalante, quien fue suspendido por pedir dádivas al Cohep para construir una lujosa oficina, con bar incluido, en su despacho. También han surgido rumores en torno a la continuidad de funcionarios como Alejandro Ventura, ministro de Educación.

El mandatario ha expresado con anterioridad que los cambios se realizarán antes de que finalice el año.