Montevideo. El presidente de Uruguay, José Mujica, apuntó a la oposición, a los reclamos de los sindicatos y respondió a las críticas por el gasto del gobierno. El director del Centro de Estudios de la Realidad Económica y Social (Ceres), Ernesto Talvi, alertó días atrás sobre el exceso del gasto en épocas de vacas gordas. Mujica sostuvo además que desde todas las partes “gritan” y que parece que piden la crisis.

“Gritan por un lado y por el otro nos piden garrote firme contra todos los reclamos, nos gritan si no guardamos en la bonanza. La teoría es: cuando las cosas andan bien, no gastes, prívate de gastar porque tenés que guardar y cuando (las cosas) andan mal tampoco gastes. En el fondo parece que quieren la crisis, la llaman a grito pelado”, dijo en su adición de FM M24 en referencia a las posturas liberales, por un lado, y sindicales, por otro.

El mandatario agregó que hay “infantiles reclamos que gritan queremos la nuestra aunque arda Troya, aunque pechemos los intereses de gran parte de los demás” y explicó que hay que tener en cuenta el esfuerzo que hace el país, que se armó un presupuesto importante y que se invirtió todo lo que se pudo en gasto social y seguridad.

“Ese presupuesto apunta a varios cambios en el Estado, que ni por asomo en este país de pura queja nadie se animó a reclamar”, expresó.

“La democracia peligra, dicen ahora. No vamos a ser un pachecato de izquierda, pero siempre nos han dado palo. De paso, señalemos que para nosotros no existe la independencia, sino el no compromiso. Independiente no hay nadie. El país camina, tiene su rumbo y no nos van a mover de esa lucha por el desarrollo. Aspiramos a que la clase media comprenda que para vivir en tranquilidad necesitamos justicia y equidad, y que en una república nadie es más que nadie y no tenemos derecho de pechar a nadie, la democracia en Uruguay es representativa, no corporativa”, dijo el presidente.