Cuando se enteraron que el ministro de Salud Pública, Jorge Venegas, pensaba  habilitar a partir de 2013 la vacuna contra el virus del papiloma humano (HPV),  contradiciendo así al subsecretario Leonel Briozzo, en el mujiquismo se irritaron y algunos parlamentarios hasta pidieron la cabeza del secretario de Estado.

Sin embargo, el presidente José Mujica no tiene previsto realizar ninguna modificación del gabinete en el corto plazo, expresaron fuentes de Presidencia.

“Todos los ministros tienen el respaldo del mandatario”, agregaron fuentes cercanas a Mujica, para indicar que Venegas se mantendrá en el cargo pese a las críticas recibidas.

Fuentes políticas habían afirmado más temprano que la intención de algunos dirigentes era que Venegas fuera cesado, pero que no lo podían concretar "porque no tienen a otro comunista que poner" en el gabinete y cumplir con la cuota política.

En mayo, cuando Mujica relevó al entonces ministro de Turismo Héctor Lescano, aseguró que era tan sólo la primera de una serie de modificaciones que se darían en julio, y que había sido el propio Lescano el que, tras trascender su nombre, le había solicitado adelantar la decisión.

Pocos días después se dio la remoción de la ministra de Turismo Graciela Muslera (MPP) y del vicepresidente de UTE Gerardo Rey (Frente Líber Seregni). Sin embargo, desde ese momento no hubo más modificaciones, y no las habrá en el corto plazo, según lo que dijeron las fuentes.