Brasilia. El presidente de Brasil, Michel Temer, dijo este miércoles que su Gobierno podría fijar un máximo diario del número de migrantes que puedan entrar desde Venezuela por un paso fronterizo en la Amazonía, donde el influjo ha tensionado los servicios sociales estatales y se han registrado hechos de violencia con residentes.

En una entrevista radial, Temer no dio detalles sobre cuántos migrantes podrían entrar cada día por el municipio de Pacaraima, en el estado de Roraima.

Sin embargo, detalló que el gobierno podría distribuir códigos para limitar las entradas por día en la frontera en Pacaraima, donde se produjeron manifestaciones violentas para expulsar a venezolanos.

Este martes, Brasilia dijo que iba a enviar fuerzas armadas para mantener el orden en el área.

El presidente afirmó que decidió por el uso de los militares porque las "cosas estaban caminando para un ritmo desagradable" en Roraima.