Montevideo. El mandatario de Uruguay, José Mujica, llegó este viernes a Bogotá para asistir este sábado a la investidura de Juan Manuel Santos como presidente de Colombia.Mujica arribó a la base militar de Catam, aledaña al aeropuerto Eldorado de la capital.

También llegó a Bogotá el primer ministro de Haití, Jean-Max Bellerive, y se espera el arribo de varios mandatarios y delegados de diversos países que asistirán a la ceremonia de asunción de Santos, que se llevará a cabo en la céntrica plaza de Bolívar.

El presidente dominicano, Leonel Fernández, llegó la noche de este jueves a la ciudad de Medellín (400 kilómetros al noroeste de Bogotá).Santos tiene previsto reunirse este viernes con Mujica, el presidente de Chile, Sebastián Piñera; el mandatario de Georgia, Mikheil Saakashvili; el primer ministro de Aruba, Michiel Godfried Eman; el embajador de Afganistán en Washington, Said Jawad; el ministro de Estado de Alemania, Eckart von Klaeden, y la ministra de Justicia de China, Wu Aiying, señaló la cancillería en Bogotá.

Los dignatarios extranjeros asistirán este viernes por la noche a una cena ofrecida por el presidente saliente de Colombia, Álvaro Uribe, según el Palacio de Nariño (sede del Ejecutivo).Las autoridades redoblaron la seguridad en Catam, la plaza de Bolívar y otros sitios de Bogotá con motivo de la llegada de los dignatarios extranjeros y la investidura de Santos.

En la escala realizada en Panamá, Mujica habló sobre el conflicto diplomático entre Venezuela y Colombia. Manifestó que durante su estadía en Bogotá tratará de “contribuir a la paz en la región” y estimó que eso no será fácil “porque la lógica de la guerra educó a varias generaciones” en América Latina.

“Como existen tensiones, nos pareció que era imprescindible venir, tratando de contribuir, aunque sea mínimamente, a la paz del encuentro de los pueblos que tienen una historia que tiene que estar amigada”, dijo en su audición Habla el Presidente de M24.