Lima. El presidente Martín Vizcarra exhortó a todos los sectores a no postergar las reformas política y judicial exigida por la población, y consideró que el gobierno planteó el referéndum para dar legitimidad a este importante proceso.

Durante su intervención este martes en el a sesión del Foro del Acuerdo Nacional convocado para analizar este tema, Vizcarra subrayó que ya es el momento de tomar decisiones en el ámbito judicial y político, así como en la lucha contra la corrupción.

"Ya es el momento de que quienes tenemos la responsabilidad de tomar decisiones asumamos la responsabilidad de no postergar más esto (…) Creemos que esta oportunidad no la podemos dejar pasar (…) no podemos defraudar a los peruanos una vez más", manifestó.

Ante representantes del gobierno, partidos políticos y sociales civil, recordó que la lucha contra la corrupción es una responsabilidad unánime, por lo cual los invocó a dejar de lado las prioridades individuales a favor de los nacionales.

Según dijo, cuando asumió la Presidencia del Perú estableció como uno de los ejes principales de su gestión la lucha contra corrupción y el fortalecimiento de las instituciones.

Enfatizó en la necesidad de “ser claros y duros” en la lucha contra la corrupción, porque ese problema no solo afecta la moral de los peruanos, sino también a los más pobres del país, a quienes les restringe el acceso a servicios de calidad.

“(…) Creo que no nos equivocamos; podemos tener crecimiento económico, tener visión descentralista, implementar buenas políticas sociales, pero si todo aquello no lo hacemos con instituciones sólidas y con una lucha frontal contra la corrupción, no es sostenible en el tiempo y es efímero el bienestar que se logra”, advirtió.

En ese marco, enfatizó en la necesidad de “ser claros y duros” en la lucha contra la corrupción, porque ese problema no solo afecta la moral de los peruanos, sino también a los más pobres del país, a quienes el mal uso de los recursos económicos del Estado les restringe el acceso a servicios de calidad.

“Eso tenemos que combatirlo con instituciones sólidas. Es por eso que el 28 de julio, en nuestra presentación ante el Congreso (…) dijimos y establecimos que para cumplir con esos objetivos creíamos necesario e imprescindible reformar el sistema de justicia”, indicó.

Ante ese desafío, subrayó que el planteamiento del gobierno para reformar la justicia va de la mano con la reforma política y manifestó que, dada la magnitud de la crisis judicial destapada por los audios del Consejo Nacional de la Magistratura (CNM), es necesario que el proceso tenga la legitimidad otorgada por un referéndum.

“Porque es que, usando el camino legal, a través de las propuestas alcanzadas al Congreso, tanto el proyecto de reforma legal, como el institucional, deben ser complementado con un respaldo de toda la población del Perú”, subrayó.

“Cubrimos ese espacio de legalidad con legitimidad para poder realizar este camino profundo que todos queremos”, añadió. 

Al concluir su intervención, la sesión del Foro del Acuerdo Nacional pasó a la condición de reservada, con la finalidad de facilitar el debate.

Se informó que el ministro de Justicia y Derechos Humanos, Vicente Zeballos, iba a realizar una exposición de las propuestas de reforma política y judicial elaborada por el Poder Ejecutivo y puesta a consideración del Congreso.

La sesión, realizada en Palacio de Gobierno, no contó con la presencia del titular del Congreso, Daniel Salaverry (Fuerza Popular). En su representación acudió la vicepresidenta de este poder del Estado, Yeni VIlcatoma.