Quito. El presidente Rafael Correa respondió a quienes han cuestionado sus buenas relaciones con las autoridades de Irán.

El mandatario, según consigna la agencia Infobae, señaló que "a nosotros nadie nos va a decir con qué países podemos tener comercio y con qué países no".

Añadió que Irán es "un país amigo que quiere estrechar sus relaciones comerciales, financieras, de inversiones, de cooperación para el desarrollo y no voy a desaprovechar esa oportunidad".

Correa si bien no aludió directamente a Estados Unidos recordó que las relaciones internacional de Ecuador son soberanas y que siempre respeta las resoluciones de las Naciones Unidas. Con ello apuntaba que el gobierno de Barack Obama ha señalado que Irán es uno de los países más peligrosos del mundo debido a su programa nuclear y el liderazgo impuesto por el régimen de Ahmadinejad.

En 2008, durante una visita a Teherán, Correa y Mahmud Ahmadinejad, firmaron un protocolo de cooperación para financiar proyectos por US$120 millones en el país andino.