La libertad, justicia e igualdad como parte de la política social de su gobierno fueron los temas que abordó ayer el presidente Rafael Correa durante su intervención en la Universidad de Harvard, en su segundo día de visita a Estados Unidos.

En la conferencia titulada ‘El sueño ecuatoriano’, el mandatario sostuvo que la gestión gubernamental en Ecuador está encaminada a eliminar la desigualdad en la sociedad.

“Las definiciones de libertad y justicia varían según el lugar desde donde se las contempla, y para los 164 millones de habitantes en América Latina que viven en la pobreza –y los 68 millones que viven en la pobreza extrema– no hay justicia ni libertad ni verdadera democracia”, subrayó el jefe de Estado.

Correa también se refirió a los logros de su gobierno en las áreas de salud, educación, inclusión de las personas con discapacidades, y a la reducción de la deuda externa.

“Estos logros son ya conocidos como el ‘milagro ecuatoriano’ y la consecuencia más evidente ha sido la estabilidad política”.

El mandatario informó que Ecuador tiene la mayor proporción de inversión pública en el Producto Interno Bruto (PIB) en América Latina (alrededor del 15%), mientras la deuda pública total era de apenas el 23% del PIB, “gracias a la triplicación de los ingresos fiscales”, dijo él que se han logrado con una recaudación de impuestos eficiente y bien aplicada.

“Esta inversión pública ha dado lugar a transformaciones históricas en la educación, salud, cuidado infantil, carreteras, puertos, aeropuertos, telecomunicaciones, generación de energía, el sistema judicial y en la seguridad”, refirió Correa.

Destacó que Ecuador es una de las tres economías de América Latina más dinámicas, con un crecimiento promedio del 4,2% desde el 2007 hasta el 2013. Asimismo, tiene la menor tasa de desempleo en la región (4,1%) y cuando se trata de derechos humanos, es uno de los siete de los 34 países del continente que se han suscrito a todas las convenciones interamericanas de derechos humanos.

En la mañana, el mandatario mantuvo una entrevista en el diario The Boston Globe, luego se dirigió al Wyss Institute for Biologically Inspired Engineering de la Universidad de Harvard.

En la tarde asistió a la firma del Convenio de Cooperación de Becas entre la Universidad de Harvard y la Secretaría de Educación Superior, Ciencia, Tecnología e Innovación de Ecuador (Senescyt).