Tal como se había anunciado, el expresidente Rafael Correa llegó a Ecuador para encabezar lo que será la campaña por el No en el referendo que se realizará el próximo 4 de febrero y que le consulta a la ciudadanía sobre cambios constitucionales en relacionados con la corrupción, reelección, plusvalía, naturaleza, minería y delitos sexuales.

Correa llegó en horas de la madrugada a Guayaquil, proveniente de la ciudad de Bogotá. Ahí se dirigió a sus seguidores que se habían congregado para recibirlo. En su primer discurso de vuelta a Ecuador como líder de una nueva campaña, el exmandatario llamó a "defender a la patria” y repitió que la consulta instalada por el presidente Lenín Moreno es inconstitucional.

En el mismo tono, criticó al Gobierno y cuestionó la destitución de Jorge Glas, vicepresidente ecuatoriano que se encuentra en la cárcel por su relación en la trama corrupta de Odebrecht. "A no dejarnos engañar, esa consulta es para apoderarse de la patria, para destruir la revolución ciudadana”, dijo el exmandatario.

La agenda de Correa está copada de actividades proselitistas. Es así como se espera que la noche de este viernes 5 de enero participe en una caravana de agradecimiento en Guayaquil, también tiene contemplado realizar un puerta a puerta y el sábado tiene previsto encabezar una reunión de organización y coordinación con 200 dirigentes de Alianza País que tendrán la tarea de llevar adelante la campaña en los diferentes territorios.