Caracas. Rusia quiere importar café venezolano y otros rubros agrícolas, dijo el presidente del país latinoamericano, Hugo Chávez, antes de la visita del primer ministro ruso, Vladimir Putin, el viernes a Caracas.

Putin llegó el viernes para entrevistarse con Chávez y discutir una serie de acuerdos, incluyendo energía, agricultura y defensa, así como para lanzar formalmente una empresa mixta que invertirá US$20.000 millones para extraer crudo pesado en la Faja Petrolífera del Orinoco.

"Necesitan importar café, eso requiere de nosotros buenas estrategias", dijo Chávez en la noche del jueves.

"No se trata de cualquier café sino que debemos ser muy científicos, seleccionar un área cafetalera, levantar la producción especialmente para exportarla y que eso lo sepan, los trabajadores, los productores y los pueblos de esa región", agregó el mandatario socialista.

Moscú importó 5.900 toneladas de café, valoradas en US$16.200 millones en enero, frente a las 6.200 toneladas compradas el mismo mes del año pasado por US$16.300 millones.

En agosto, Chávez tomó las dos principales torrefactoras de café del país, Fama de América y Café Madrid, tras acusarlas de privilegiar la exportación en detrimento del mercado interno, donde el precio del grano está regulado, amenazando con causar desabastecimiento.

El líder izquierdista también dijo que el gigante euroasiático está interesado en comprar cacao venezolano, considerado uno de los mejores del mundo.

Chávez también espera firmar acuerdos bilaterales en educación, infraestructura y fabricación de automóviles.

Además, Putin se entrevistará con el presidente boliviano, Evo Morales, en la capital venezolana.

Chávez y su aliado indígena Morales son considerados las dos voces más críticas de la influencia estadounidense en la región, a la que califican de imperialista y peligrosa.