Moscú. Rusia expulsará pronto a diplomáticos británicos en represalia por la decisión de Reino Unido de expulsar a 23 enviados rusos por un ataque químico contra un exagente doble ruso, dijo este jueves el ministro de Relaciones Exteriores, Sergei Lavrov.

En Londres, el secretario de Asuntos Exteriores Boris Johnson intensificó la retórica contra Rusia, a la que acusó de vanagloriarse del ataque contra Sergei Skripal, que describió como una forma de asustar a cualquiera que se oponga al presidente Vladimir Putin.

Reino Unido dice que Rusia es responsable por el envenenamiento con el agente neurotóxico "Novichok" de la era soviética contra Skripal, de 66 años, y contra su hija Yulia, de 33 años. Ambos fueron hallados inconscientes el 4 de marzo en la ciudad de Salisbury, en el sur de Inglaterra, y permanecen hospitalizados en condición crítica.

Moscú niega cualquier involucramiento. El Kremlin dijo que la postura británica es irresponsable, que no se sostiene por evidencias y que Reino Unido no tendrá que esperar mucho tiempo a la respuesta rusa.

Según fue citado por la agencia oficial de noticias RIA, Lavrov afirmó que las acusaciones son inaceptables y que Moscú expulsará a diplomáticos británicos.

En una serie de entrevistas en medios británicos este jueves por la mañana, Johnson dijo que la evidencia de la culpabilidad de Rusia era "sobrecogedora" porque sólo Moscú tiene acceso al veneno usado y un motivo para atacar a Sergei Skripal.

Johnson afirmó que el ataque era una forma de Putin de enviar el mensaje a cualquier persona que considerara enfrentársele que "si haces eso, vas a morir".

En tanto, la portavoz del Ministerio de Relaciones Exteriores de Rusia Maria Zakharova calificó de "dementes" las acusaciones de la primera ministra británica, Theresa May, de que Rusia era culpable por el envenenamiento de Skripal.

"Reino Unido se niega a entregar cualquier información sobre el caso basada en los hechos. No hay mención, por ejemplo, a que se haga entrega a Rusia de muestras de la sustancia hallada en el lugar del crimen", sostuvo Zakharova.

La embajadora de Estados Unidos ante la ONU, Nikki Haley, dijo este miércoles que Washington cree que Moscú es responsable por el ataque y agregó que se trató de un crimen que amerita una acción de parte del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas.